domingo, 18 de marzo de 2012

Un día más sin ti

La entrada que aquí dejo publicada no es alegre... Normalmente evito escribir poesías, no es algo que se me dé realmente bien, sin embargo un acontecimiento en mi vida hizo que me lo replanteara, perdí a un ser muy querido para mí...
Un ser noble, cariñoso, fiel y con un gran corazón cuyo amor era incondicional. El mejor amigo del hombre, sin duda.
Así que aquí os dejo este pequeño poema en el que volqué todo mi dolor, con un pedazo de mi corazón muy valioso. Lo escribí con trece años y fue mi primera poesía. Pocas más he escrito desde entonces, incluso me atrevería a decir que esta es la única.
Espero que os guste.

IRENE


Aquel día me viene a la mente,
de amargos recuerdos repleto,
su imagen se filtra en mi subconsciente
y me invade por completo

Mañana del siete,
dicen número de la suerte,
“día de olor a muerte”
susurro débilmente.


Caluroso día de invierno,
de frío amanecer.
Mañana de infierno,
oscuro vecino atardecer.

Yo en mi habitación,
del pasillo un extraño ruido llega.
Me recorre una extraña emoción,
que solitaria alega:

“Pierde el alma aquel fiel,
que por los suyos deja algo más que la piel”
Caminar rápido llevo,
más sé que tarde llego.


Fino manto de luz lo ilumina,
pero poco ya respira.
Su vista se difumina,
y suplicante me mira.

Al llegar mi madre
vamos al veterinario.
poco se puede hacer,
sólo no olvidar y escribir en el diario.

Adiós viejo amigo,
ve por tu camino.
Pero siempre estarás conmigo,
porque no te olvidaré 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Transparent Teal Star